Pasar al contenido principal

El primer Picasso. A Coruña 2015

O primeiro Picasso

En el año 2015 se celebra el 120 aniversario de la primera exposición de Picasso en la ciudad de A Coruña, otorgándosele la consideración de acontecimiento de excepcional interés público. Con este motivo, el Ayuntamiento de A Coruña, la Fundación Emalcsa y la Consellería de Cultura, Educación y Ordenación Universitaria firmaron un convenio de colaboración para la organización y desarrollo de la exposición "El primero Picasso. A Coruña 2015".

Picasso es el artista del que más se lleva escrito y del que mayor número de exposiciones se llevan realizado desde la segunda mitad del siglo XX. Su vida y su obra fue estudiada y diseccionada, catalogada y dividida en períodos y su nombre se convirtió en un icono universal. Y aun así, este artista extremadamente prolífico y versátil no deja de sorprender por su variedad de registros, su capacidad permanente de renovación y su conexión con el medio y con la época en que le tocó vivir. Sin embargo, algunas etapas del artista quedaron un poco en la sombra o se estudiaron de una manera superficial. Tal es el caso de los años que pasó el chico Picasso en A Coruña, deslustrados por el interese suscitado por su Málaga natal y más lo despertar a las vanguardias en la Barcelona modernista.

Así, tener la posibilidad de estudiar la formación de un artista no es algo habitual. Gracias al espíritu preservador del propio Picasso y de su familia, llegó hasta nosotros un excepcional legado que permite apreciar la producción de toda su vida. Mediante algunos testimonios gráficos, sabemos que Picasso no sólo guardó sino que llevó consigo y colgó en las paredes de sus domicilios aquellas obras que más apreciaba, ciertas pinturas y dibujos de sus años chicos, algunos óleos hechos en A Coruña.

No fue hasta 1970, con la donación que Picasso hizo al museo de Barcelona, cuando pudo apreciarse la magnitud de la producción del artista adolescente en esa etapa. La mayoría de las obras pintadas o dibujadas en A Coruña permanecieron guardadas por la madre y la hermana de Picasso nos sus sucesivos domicilios barceloneses, o conservadas por el propio artista, accesible solo para un reducido y íntimo círculo. Por fin, y gracias a esta ambiciosa exposición, podemos disfrutar de la puesta en valor de la obra del artista universal en su etapa formativa en la ciudad de A Coruña.

Dentro del marco de la exposición, se desarrollará un programa didáctico y de visitas guiadas, la celebración de conferencias divulgativas sobre la obra y vida de Picasso y la presentación del catálogo de la exposición, que estará la venta en la tienda del museo.